martes, julio 25, 2006

Cambio de pega

Es curioso como cambian las cosas y pasa el tiempo. En mis post de julio del año pasado escribí estar muy contento con mi nueva pega en ING. Muy contento con el clima, con la gente y en general con el grato ambiente laboral.

Sin embargo, pasado un año, las cosas cambiaron. Se fue mi jefe y el puesto quedó vacío. Sacaron gente, cambiaron dependencias y todo entró en un clima de incertidumbre, nervio y caos. Nadie sabe quién manda, con quién hablar o qué debe hacer cada uno.

Una lástima todo.

Y así es como uno se abre a las oportunidades y al abrir los ojos, uno ve cosas. Luego de buscar un poco terminé encontrando una alternativa.

¿Cómo va a ser? ¿Cómo lo voy a encontrar? ¿Cómo me van a evaluar?

Son muchas incertidumbres. Saltar de una pega a otra es un salto de fe. Uno sabe como funcionan las cosas donde está pero no donde va a estar. Uno sabe cómo está evaluado profesionalmente en un lado, pero no al lugar donde vas a llegar. Hay que abrirse espacios. Validarse. Hacerse notar un poco, pero sin quemarse.

¿Qué me deparará este salto de fe?

Algo bueno. Y si no es bueno, será un aprendizaje y un poco más de experiencia. De cualquier modo, uno gana.

Fuerte el tema.

5 Comments:

At 11:50 a. m., Blogger Clo said...

MMMM... UNO MUCHAS VECES SE PREOCUPA DEMASIADO Y NO SE DETIENE A PENSAR QUE LAS COSAS HAY QUE DEJARLAS FLUIR........
TE CASASTE AL FINAL?

 
At 11:49 p. m., Blogger Kike said...

Me caso en diciembre, igual que siempre. Y el depto me lo entregan por la misma fecha. Ojalà y me pueda casar y cambiar a la casa nueva.

 
At 2:23 p. m., Blogger Cristian said...

O sea se vienen grandes cambios. Mucha suerte.

 
At 2:19 p. m., Blogger Emilio said...

Cambia todo cambia. Siempre beneficioso, felicitaciones por PCS

 
At 4:37 p. m., Blogger eli_! said...

Oh y que noticias te tenías kike!!
Complicado tema, yo desde el 97 trabajo en el mismo lugar, sólo he cambiado el tipo de funciones, con sólo dos jefes, y aunque el cambio fué mínimo, dejó huellas. Sobre todo por que uno se encariña con los equipos de trabajo, las dinámicas, etc. Tanto que aún tengo todo embalado en cajas, nunca desempaqué mis cosas en donde estoy ahora, quizás por que sioempre supe que por opción propia donde estoy ahora sería momentaneo. En marzo próximo buscaré nuevos rumbos laborales y de verdad tengo sentimientos encontrados, miedos, nostalgia, ganas, esperanzas, un revoltijo de cosas. Lo único que me "consuela" es saber que las estrellas brillan con luz propia, y que cuando se le pone ganas y pasión a lo que uno hace, se nota.... Mucha suerte y éxito en los nuevos terrenos!!!!

 

Publicar un comentario

<< Home